Buscar
  • Amigo, Date Cuenta

23ra Sesión de Círculo de Lectura: Masculinidades

Tuvimos nuestra 23ra sesión de nuestro Masculinidades - Círculo de Lectura y 9va sesión en línea (por la situación del covid19) el día de ayer, miércoles 08 de julio de 2020 vía remota por Zoom. 📚

Leímos un capítulo del libro "Feminismo para Principiantes" de Nuria Varela, Capítulo 13 "La masculinidad".📲📖


Realizamos nuestra comprensión y reflexión entorno a las siguientes preguntas:

Nuria Varela comienza comentando la importancia de sí reconocer los efectos que sufrimos los hombres de la imposición patriarcal de los roles tradicionales. Sin embargo, recalca que si nos quedamos sólo en esa identificación se invisibiliza la relación de opresión que impone el modelo tradicional. ¿En ese sentido, cómo se materializa la relación de opresión? ¿Y, cómo podemos contrarrestarla desde nuestra posición? En parte, puede ser “dejándonos de autocomplacencias masculinas y asumir nuestras responsabilidades”.

Es importante identificar que tanto el género femenino como el masculino están construidos socialmente y, por tanto, están edificados sobre mandatos, todos los hombres deben comportarse según la masculinidad en su cultura, las cuales no son características innatas ni naturales. ¿Qué comportamientos son los que se nos exigen en nuestra cultura?

¿Hay una masculinidad única o esta varía dependiendo de ciertas variables? ¿Cuáles son algunas de estas variables? Lugar, época, clase social, edad, raza, orientación sexual, etc.

Nuria Varela plantea la “socialización”, definida como el proceso de aprendizaje del ser humano (ser niño o niña se aprende viviendo). ¿Qué rol tienen los estereotipos de género en este proceso de socialización? ¿Cómo han influido en nosotros? ¿Y, cómo podemos desarticularlos?

Nuria Varela comenta que la masculinidad tradicional utiliza la opresión, la coacción y la violencia como herramientas para conseguir dominación, poder y autoridad sobre las personas que considera más débiles. ¿En qué otras herramientas podemos pensar para reemplazar la opresión, la coacción y la violencia? ¿Cómo podemos plantear ese reemplazo?

¿Qué consecuencias tiene en nosotros mismos el hecho de actuar con base en el mandato de la masculinidad, con indiferencia ante el dolor y el riesgo, y actuar bajo la competencia? Esto tiene como consecuencia la dificultad para expresar sentimientos, sufrir depresión, o sentir rabia, alcoholismo, drogodependencias o suicidios. Incluso tienen como consecuencia una serie de problemas derivados del estilo de vida como enfermedades oncológicas y de transmisión sexual, infartos, accidentes de tráfico y muertes por violencia.

Nuria Varela menciona que las mujeres llevan décadas comprometidas en deconstruir la feminidad, pero cuestiona por qué los varones no reaccionan y por qué prefieren no cambiar y no cuestionarse su masculinidad. ¿Por qué nosotros hombres en general preferimos no cuestionarnos nuestra masculinidad? En parte es por los privilegios que tenemos y cómo en realidad representa una “ventaja” mantenerlos. No tiene que ver con una esencia natural, sino con el vínculo cultural entre masculinidad y poder.

En el texto se mencionan que existen tres grandes grupos de hombres que reaccionan ante la lucha feminista. ¿Cuáles son esos 3 grupos? ¿Nos identificamos en algún grupo? ¿Hemos cambiado de grupo en los últimos años?

Nuria Varela comenta que los privilegios no son obligatorios y da el ejemplo en el que J. Stuart Mill renunció el día de su boda a todos los derechos que las leyes del momento le otorgaban sobre su esposa. ¿Aunque haya unos privilegios a los que se pueda “renunciar”, cuáles podemos identificar que son a los que no podemos renunciar? ¿Y, cuáles podemos identificar que es muy sencillo volver a adquirirlos? ¿Qué responsabilidad nos deja esta reflexión sobre nuestra posición como sujetos masculinos/masculinizados?

¿Por qué es importante que nos comprometamos con desarticular el mandato de la masculinidad?

¿Por qué es importante desarticular el mandato de la masculinidad en colectivo y empezar a tejer redes? En parte debido a los temores y desconfianzas frente a lo nuevo, frente a la falta de modelos de masculinidad no patriarcal (pensando que existan) y al aislamiento silencioso que se les aplica a los varones aliados. Además, debido a la censura que se realiza al transgresor del modelo tradicional, lo cual se realiza muy efectivamente entre varones.

¿Cómo podemos disociar la masculinidad del valor, el dominio, la agresión, la competitividad, el éxito o la fuerza? ¿Cómo podemos lograr asociar la masculinidad con la prudencia, la expresión de los sentimientos, la capacidad de ponerse en el lugar de otra persona o la búsqueda de soluciones dialogadas a los conflictos?

Nuria Varela comenta que cambiar hacia la igualdad supone un esfuerzo puesto que no sólo implica renunciar a derechos adquiridos sino también poner en cuestión los hábitos propios, la identidad, la imagen que se tiene de las mujeres y la base del sentido masculino de la autoestima. ¿Qué podemos compartir desde nuestras propias experiencias para realizar estos esfuerzos?

🤯💥


Les agradecemos mucho por asistir, seguiremos habilitando estos espacios para poder seguir reflexionando y detonando masculinidades libres de violencia.✨


Amigo, si tú estás interesado, publicamos nuestras sesiones en Masculinidades - Círculo de Lectura👈 para que puedas acompañarnos.👍


Nota: No hubo fotos de esta sesión por haber sido realizada de manera virtual.


#amigodatecuenta #datecuenta

#masculinidad #masculinidades



10 vistas
Logo_.png

No podemos negar que existe un mandato hegemónico de la masculinidad. Aquí vamos a buscar desafiarlo y aprender nuevas formas de ser.

Contáctanos

© 2019 by Amigo, Date Cuenta. Creado con Wix.comTérminos of Uso  |   Política de Privacidad